Operación Enigma: Colombia reveló que expulsó a dos diplomáticos rusos; según la prensa local, por espionaje

Internacional 23 de diciembre de 2020 Por CdA Digital

rusos-espias-colombia_122020


Colombia informó en dia de ayer que a principios de este mes expulsó a dos diplomáticos rusos a los que acusó de realizar “actividades incompatibles” con lo establecido por la Convención de Viena sobre relaciones diplomáticas y que, según la prensa local, durante dos años efectuaron tareas de espionaje sobre empresas estatales y privadas colombianas.

El gobierno “tomó la decisión de solicitar el retiro de dos funcionarios diplomáticos rusos acreditados en Colombia, tras la verificación de que estaban desarrollando en el país actividades incompatibles con lo previsto en la Convención de Viena sobre relaciones diplomáticas”, dijo la cancillería en un breve comunicado publicado en su sitio web.

El documento reconoció que la decisión fue “respondida recíprocamente por el gobierno de la Federación Rusa, al disponer a su vez el retiro de dos funcionarios diplomáticos colombianos acreditados en Moscú”.

El presidente Iván Duque ratificó que los diplomáticos estaba “actuando contrariamente a la Convención de Viena”, en declaraciones a la televisora NTN24, y el director de Migración Colombia, Juan Francisco Espinosa, precisó en conferencia de prensa que los rusos abandonaron el país el 8 de este mes, según la agencia de noticias AFP.

[Los diplomáticos expulsados como Aleksandr Nikolayevich Belousov y Aleksandr Paristov.]

En un detallado informe publicado en su web, la revista Semana identificó a los diplomáticos expulsados como Aleksandr Nikolayevich Belousov y Aleksandr Paristov, dijo que “realizaban espionaje a importantes empresas públicas y privadas del país”, y que fueron descubiertos y seguidos por agentes de inteligencia colombianos en la llamada Operación Enigma.

“Lo que más llamó la atención de los miembros de inteligencia fueron los exóticos desplazamientos” de Belousov y Paristov, cuya “táctica era sorprendente y propia de una película de espionaje”, según la nota.

El semanario afirmó que ambos diplomáticos formaban “parte del GRU (Servicio de Inteligencia Militar), que se concentra en la búsqueda de información de alto valor en materia militar, y del SVR (Servicio de Inteligencia Extranjera), que enfoca su actividad en recolectar información y desarrollar operaciones de influencia política, económica, científica y de diversas áreas de interés para el Kremlin”.


el_video_cuando_los_rusos_salen_de_colombia_semana202020


De acuerdo con el artículo, “tenían como objetivo conseguir información, especialmente sobre la infraestructura energética de Colombia, la capacidad en tecnología e incluso tenían intereses en la inteligencia militar del país”.

“En manos de las autoridades colombianas están los mapas de los desplazamientos que los rusos hacían de hasta cinco y seis horas antes de cada reunión con sus fuentes humanas, aunque casi todas las reuniones eran citadas a pocas cuadras de la sede de su embajada en Bogotá”, añadió.

Según Semana, la Operación Enigma “duró más de 700 días” y “fue efectiva” porque “los rusos no pudieron evitar que la inteligencia colombiana pudiera infiltrar sus fuentes humanas”, entre las cuales había “altos funcionarios de empresas petroleras y energéticas que operan en Colombia” y cuyas identidades “serán mantenidas en reserva para no entorpecer las investigaciones”. (F/T)


Te puede interesar

Newsletter

Suscríbete a nuestras novedades

Te puede interesar