La comida del futuro: Elaboraron prototipos de panes, muffins y budines con 90% de harina de trigo y 10% de polvo de grillos adultos

Tecnología 20 de diciembre de 2020 Por CdA Digital
Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) los insectos serán el “alimento del futuro”, y una clave para los más de 9 mil millones de habitantes que se estiman para 2050.

grillos-pan_18122020


Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) los insectos serán el “alimento del futuro”, y una clave para los más de 9 mil millones de habitantes que se estiman para 2050.

La información de la FAO no sólo considera el elevado nivel nutritivo de los insectos, sino también sus beneficios económicos, ambientales y el riesgo reducido de transmisión de enfermedades zoonóticas (de origen animal).

En línea con esta tendencia mundial, especialistas del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) avanzaron en un trabajo de investigación sobre el desarrollo de alimentos a base de insectos comestibles, y en esta ocasión elaboraron prototipos de panes, muffins y budines con 90% de harina de trigo y 10% de polvo de grillos adultos.

"Posee el mayor contenido proteico, alrededor de un 60% en base seca con un 37% de aminoácidos esenciales”.

¿El resultado? “El color observado fue semejante al de alimentos que contienen harinas integrales, con olor y sabor agradable”, señalaron los investigadores quienes además destacaron que “el polvo proveniente de grillos adultos y secado bajo condiciones óptimas, posee el mayor contenido proteico, alrededor de un 60% en base seca con un 37% de aminoácidos esenciales”.

“El costo de la tonelada fresca de grillo producida a gran escala rondaría entre los 300 y 400 dólares, mientras que la de carne vacuna promedia los 5.000 dólares y la de harina de pescado los 500 a 2.000 dólares (según su origen)”, detalla Daniel Caporaletti, director de Grillos Capos, empresa que cría y comercializa para alimentación de mascotas exóticas y donde se realiza la investigación.

"Se está trabajando para promover su incorporación como un nuevo capítulo en el código“

-------Mariana Murano-------

Mariana Murano, profesional del área de Desarrollo de Ingredientes del INTI, aseguró que “si bien en la Argentina el consumo de insectos no está permitido por el Código Alimentario Argentino, desde INTI junto con otras entidades estatales (Instituto Nacional de Alimentos, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria, el Ministerio de Agricultura Ganadería y Pesca, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria) y privadas (Universidad Argentina de la Empresa y Grillos Capos) se está trabajando para promover su incorporación como un nuevo capítulo en el código“. (F/iC)


Te puede interesar

Newsletter

Suscríbete a nuestras novedades

Te puede interesar