Rusia | El Kremlin no descarta un sabotaje en los gasoductos Nord Stream 1 y 2

Actualidad - Internacional 27 de septiembre de 2022 Por CdA Digital
El gasoducto Nord Stream II

El Kremlin no descartó hoy que las fugas detectadas ayer en los gasoductos Nord Stream 1 y Nord Stream 2, que unen a Rusia y Alemania por el fondo del mar Báltico, fueran producto de sabotaje.

"En este momento no podemos descartar ninguna hipótesis. Lo que es evidente es que las tuberías han sido dañadas y no se puede descartar ninguna variante hasta que tengamos los resultados de las inspecciones", dijo el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

La empresa Nord Stream 2 AG, operadora del gasoducto Nord Stream 2, informó ayer de una fuga de gas en una de las dos tuberías de la infraestructura cerca de la isla danesa Bornholm por causas desconocidas. Lo mismo ocurrió en las dos líneas del gasoducto paralelo Nord Stream.

Peskov calificó de alarmantes las informaciones sobre las fugas en los dos gasoductos y puntualizó que el Gobierno de Rusia exigió una investigación inmediata de las causas de lo sucedido, refirió la agencia de noticias Sputnik.

Por otra parte, la empresa operadora de los gasoductos submarinos rehusó dar una fecha estimada de cuándo podría resolver las averías "sin precedentes" que ocurrieron de forma simultánea en tres tuberías del sistema.

"Las destrucciones que ocurrieron el mismo día, simultáneamente, en tres hilos de gasoductos costas afuera del sistema Nord Stream no tienen precedentes. Todavía no es posible estimar el calendario de restauración de la infraestructura de transporte de gas", declaró la compañía Nord Stream AG con sede en Zug, Suiza.

La empresa informó ayer de una brusca caída de presión en el hilo A del gasoducto Nord Stream 2, y más tarde se reportaron problemas similares en ambos hilos de Nord Stream 1.

Este martes, la Administración Marítima de Suecia (Sjofartsverket) emitió un aviso a navegantes para que se mantengan a cinco millas náuticas de las áreas en que se detectaron las fugas en aguas suecas y danesas próximas a la isla de Bornholm, en el sureste del mar Báltico. También recomendó a pilotos de aeronaves mantener una altitud de seguridad de 1.000 metros.

A mediados de junio pasado, Gazprom redujo el flujo por la tubería Nord Stream 1 al 40 por ciento de la capacidad nominal, por motivos técnicos, y a fines de julio rebajó el volumen hasta el 20 por ciento.

El 31 de agosto, el trasiego del gas se cortó del todo, para mantenimiento rutinario de una turbina de Siemens, la única que seguía operativa en una estación de compresores cerca de San Petersburgo.

El bombeo de gas iba a reanudarse el 2 de septiembre, pero quedó suspendido hasta nuevo aviso tras detectarse una fuga de aceite que, según Gazprom, acusa una falla sistémica y, según el fabricante alemán, no es crítica para las operaciones.

El segundo gasoducto submarino que conecta a Rusia con Alemania, Nord Stream 2, quedó paralizado en la fase de certificación debido a las medidas restrictivas que Occidente impuso a Moscú en relación con la crisis en Ucrania. (F/AT)


Te puede interesar