Reino Unido | Liz Truss planea declarar a China como una "amenaza" para la seguridad nacional

Actualidad - Internacional 29 de agosto de 2022 Por CdA Digital

lizz_truss_UK


La actual ministra de Relaciones Exteriores británica Liz Truss, favorita en las encuestas al liderazgo conservador y primera ministra, está dispuesta a declarar oficialmente por primera vez a China como una "amenaza" para la seguridad nacional del Reino Unido, según un informe publicado hoy en el diario Times de Londres.

La canciller prometió que reformará la política exterior del Reino Unido si se convierte en primera ministra y se comprometió a reabrir una revisión integral, publicada el año pasado, que establece las prioridades británicas en diplomacia y defensa durante la próxima década.

Según el informe, si se produce la medida, China será elevada a un estatus similar al de Rusia, que la revisión define como “grave amenaza”.

En la publicación se describe a China como un "competidor sistémico" y un país con el que el Reino Unido debería profundizar en sus relaciones comerciales.

Sin embargo, debe tener cuidado con los riesgos que puede suponer para la seguridad nacional.

"Las economías de libre comercio como el Reino Unido deberán comprometerse con China y permanecer abiertas al comercio y la inversión chinos, pero también deben protegerse contra las prácticas que tengan un efecto adverso sobre la prosperidad y la seguridad", indicó.

La represión de la democracia en Hong Kong y el trato a los musulmanes uigures en la provincia de Xinjiang son los factores principales del cambio de Truss, indicó el informe.

A diferencia de Truss, el mes pasado, el Times reveló también que el ministro de Finanzas, Rishi Sunak estuvo muy cerca de firmar acuerdos comerciales para convertir al Reino Unido en el "mercado de elección" para las empresas chinas.

“No habrá más asociaciones económicas. Todo eso estaba destinado a suspenderse después de Hong Kong”, dijo un aliado de Truss.

“Liz endureció la postura del Reino Unido sobre Beijing desde que se convirtió en ministra de Relaciones Exteriores y continuará adoptando una postura agresiva como primera ministra", dijo también una fuente de la campaña de la candidata al diario.

Afirmó que Truss estuvo denunciando la coerción económica de China, trabajando con el G7 y otros aliados para movilizar inversiones en países de bajos y medianos ingresos como contrapartida a la iniciativa de la Franja y la Ruta de China. (F/AT)


Te puede interesar