Abuso: la OMS despidió a cuatro responsables de abusos sexuales cometidos en RDC

Actualidad - Internacional 22 de octubre de 2021 Por CdA Digital

oms_rdc__abusos


La Organización Mundial de la Salud (OMS) cesó hoy los contratos de cuatro empleados responsables de abuso sexual en medio de la crisis de ébola en la República Democrática del Congo (RDC), a la vez que publicó su Plan de Respuesta de Gestión para abordar las conclusiones de la Comisión Independiente (CI) sobre las denuncias de abuso y explotación sexual durante ese brote epidémico

"La OMS rescindió los contratos de las cuatro personas identificadas como culpables, que trabajaban para la OMS en el momento que se les presentaron los cargos", informó el portavoz de la OMS, Tarik Jasa.

Desde octubre pasado una comisión independiente estuvo investigando las denuncias de violencia sexual contra el personal de la OMS durante su trabajo en la RDC. Se identificaron más de 80 culpables de delitos sexuales, incluidos varios miembros del personal de la OMS.

El director de la ONU, Tedros Adhanom Ghebreyesus, aseguró en septiembre que el organismo trabajaba para mejorar las prácticas de contratación, incorporación y capacitación de los empleados y, además, planea adoptar estándares de comportamiento para el personal, así como otras medidas para prevenir acciones de explotación y abuso sexuales en adelante.

"Me he comprometido a garantizar que el sufrimiento de los supervivientes y sus familias sea el catalizador de una profunda transformación de la cultura de la OMS", agregó hoy el etíope Tedros Adhanom Ghebreyesus en referencia al Plan de Respuesta de Gestión.

"Este plan esboza los cambios que haremos como organización para cumplir este compromiso y crear una cultura en la que no haya oportunidad para que se produzcan la explotación y el abuso sexuales, no haya impunidad si se producen y no se tolere la inacción", añadió, citado pro la agencia de noticias AFP.

El plan esboza medidas a corto plazo centradas en las recomendaciones más urgentes del informe de la CI: apoyar a los supervivientes y sus familias, completar las investigaciones, tomar medidas urgentes de gestión y poner en marcha una serie de revisiones y auditorías internas, y reformar las estructuras y la cultura de la OMS.

Además, el plan también describe las medidas que la OMS emprenderá en los próximos 15 meses para establecer y poner en marcha un enfoque centrado en las víctimas y los supervivientes; garantizar que el personal y los dirigentes de la OMS sean responsables de la prevención, la detección y la respuesta a la denuncias de abuso y explotación sexual, e iniciar una revisión de las políticas, los procedimientos y las prácticas de la OMS para aumentar las salvaguardias contra las mismas en sus programas y operaciones.

La OMS se compromete a proporcionar apoyo a las víctimas y los supervivientes, incluido un apoyo médico y psicosocial más completo; apoyo para aprender un oficio y recursos para iniciar un pequeño negocio; así como apoyo a los niños nacidos como consecuencia de estos abusos sexuales, mediante becas educativas y la cobertura de los gastos médicos.

También se seguirán investigando las presuntas faltas de gestión y las posibles faltas de conducta en relación con la no iniciación de los procedimientos de investigación descritos en el informe de la CI.

La OMS también asignó una suma inicial de 7,6 millones de dólares para reforzar su capacidad de prevenir, detectar y responder a las denuncias de abusos sexuales en diez países con el perfil de riesgo más elevado: Afganistán, República Centroafricana, RDC, Etiopía, Nigeria, Somalia, Sudán del Sur, Sudán, Venezuela y Yemen. (F/AT)


Te puede interesar